Archivo de la categoría: Modernismo

Casa Carles Pagès, el ladrillo como elemento

En la ficha R-21 del Pla Especial de Protecció del Patrimoni de Terrassa hallamos la referencia a la  Casa Carles Pagès, un bello edificio de ladrillo rojo  situado en el número 32 de la calle de Puig Novell, que se halla  protegido com Bien Cultural de Interés Local (BCIL) por sus valores históricos y arquitectónicos.  Fue construido en el año 1905 y forma parte de la colección de obras que legó a la ciudad el arquitecto Lluís Muncunill. Seguir leyendo Casa Carles Pagès, el ladrillo como elemento

Parc de desinfecció

El Parc de desinfecció (parque de desinfección) es un edificio público de curiosa historia y no menos curiosa arquitectura. Concebido por el arquitecto Josep Maria Coll i Bacardí, a simple vista, recuerda una especie de capilla circular, aunque sus funciones nada tienen que ver con lo religioso. Cuenta con una planta en forma de abanico y sus principales señas de identidad son los arcos apuntados que presiden la parte superior de su fachada y sus originales ventanas en forma ovalada, que permitían dotar al edificio de una gran iluminación junto con un techo dotado de buhardillas, que hacen el efecto de un gran lucernario. Seguir leyendo Parc de desinfecció

Ermita del Sagrat Cor, emblema de barrio

El arquitecto Josep Maria Coll i Bacardí no sólo ha pasado a la historia de la arquitectura terrassense por haberle legado edificios carismáticos como la Casa Baumann, el Parque de Desinfección o el lamentablemente desaparecido Grupo Escolar Torrella. El que fuera arquitecto municipal desde 1907 hasta su prematura muerte a la edad de 38 años en 1917 fue el responsable de una curiosidad que se halla en el barrio de Can Boada del Pí, la Ermita del Sagrat Cor de Jesús. Seguir leyendo Ermita del Sagrat Cor, emblema de barrio

Casa Monset, sencillez modernista

La Casa Monset debe su nombre a la viuda Concepció Monset y fue construida en 1907 por el arquitecto Lluís Muncunill, quien también diseñó la casa con la que ésta comparte medianera y que se conoce como Casa Baltasar Gorina. Resulta curioso comprobar cómo en tan solo 5 años -los que transcurren entre la construcción de la segunda y ésta- se puede apreciar ya una evolución significativa en la obra del arquitecto municipal. Y es que, mientras que en el diseño de la Casa Baltasar Gorina Muncunill se basó en el ladrillo y formas rectilíneas para definir su fachada, en el caso de su vecina optó por un concepto completamente distinto, que genera un gran contraste y crea un conjunto diverso y curioso que llama poderosamente nuestra atención al pasear por la calle Fontvella. Seguir leyendo Casa Monset, sencillez modernista

Chimenea Aymerich, Amat i Jover

s4_p
imagen extraída de http://www.xtec.cat

La chimenea del Vapor Aymerich, Amat i Jover tal vez sea la más hermosa de cuantas pueden visitarse en Terrassa. Y es que, pese a su prosaica función de tubo de extracción de humos, es de las pocas que contienen algunos elementos ornamentales que matizan la monotonía del ladrillo rojo. Posiblemente su autor, el insigne Lluís Muncunill, quiso que este elemento funcional no desmereciera el conjunto de la fábrica que diseñó a principios del siglo pasado y que es tenida por la obra más emblemática de la industria lanera catalana. Seguir leyendo Chimenea Aymerich, Amat i Jover

Casa Baltasar Gorina

El constructor de obras Baltasar Gorina encargó a Lluís Muncunill a principios del siglo XX el diseño de su residencia familiar. Para ello, el arquitecto recurrió a algunos de los elementos que definieron su estilo modernista, caracterizado por la parquedad de elementos ornamentales y el uso del ladrillo que tanto empleó en su especialidad: la construcción de fábricas para la industria textil. Seguir leyendo Casa Baltasar Gorina

Escuela Industrial

La Escuela Industrial de Terrassa, junto con las Escuelas Pías, constituye un buen ejemplo de la rotundidad de la arquitectura historicista al servicio de la infraestructura educativa, erigida en un período de esplendor económico de la ciudad. Inicialmente llamado Palacio de Industrias de Terrassa, este edificio es un emblema no solo por ser vestigio de una época, como por lo que representó para la ciudad a nivel de conocimiento. Y es que fue gracias a las influencias del diputado en Cortes Alfons Sala que Terrassa obtuvo del Ministerio de Educación de la época la anuencia para que la ciudad fuera la sede de uno de los principales centros de formación técnica especializados en el emergente sector textil. Condición que mantuvo con los años como escuela de ingeniería y, en la actualidad, como parte de la Universidad Politécnica de Catalunya. Seguir leyendo Escuela Industrial